lunes, marzo 26, 2007

Trizas en tren

Olvidado en un rincón de mi disco duro, se hallaban estas letras que escribí para desahogarme un poco hace algunos meses. Mi primer impulso fue mandarlo directo a la papelera, pero al leerlo reconocí este escrito como parte de mi pasado y, por tanto, parte de lo que soy. Merece ser publicado.

Colillas esparcidas y suspiros etílicos son los fieles y únicos acompañantes del curso de mis ideas y mis letras. Es en noches como éstas cuando la presencia lunar se hace absolutamente necesaria, cuando en el alma turbulenta desfilan maldiciones, decepciones y conclusiones que -lo reconozco- son absolutamente estúpidas. Un tren de pensamientos y sensaciones desordenadas que se descarrilan de mi silueta, mi mente no es más que cavilaciones absolutamente erráticas, ridículas e incontrolables. Hoy la profunda decepción que inunda mi alma ha nublado todo intento de pensamiento coherente. Noches como estas imploran un haz de luna en lugar del filo metálico de la hoja con que corto mis memorias. ¡Mierda!, se me ha caído el vaso. Lamento el carácter volátil del dolor, torturante pero efímero, en verdad me hubiera gustado saborearlo un poco más. Lo lamento por el vaso, por el cuerpo, contenedores de ira, hechos pedazos; cada vez me es más difícil inclinarme sobre a la ventana y reflejar mis pupilas en el vacío, enfocar un punto y volverlo borroso, ordenar mi mente, o simplemente asomarme al espejo. Es así, es justo así como soy ahora, como eso que alguna vez fue un vaso y que ahora es un montón de pedacitos brillantes, húmedos por el llanto sepultado e ironías contenidas, dispuestos a sangrar al que se le acerque, tambaleándose en la ambiguedad profunda que conforman lo desconocido y la soledad.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

Es curioso como, muchas veces podemos hallar más inspiración en los momentos de frustración, tristeza, melancolía...

Aunque me agradan más los escritos alegres, espero que sigás publicando absolutamente todo lo que escribás, que los "momentos" en la vida vienen de todos los sabores, colores y formas, y aprendo bastante de las reflexiones que incitan tus escritos, sin importar su naturaleza.
Eso sí, espero que no sean pocos los momentos alegres que te restan por vivir, de manera que publiqués aquellos fragmentos que nos hacen recordar nuestros propios momentos felices...
y bueno, ya dije demasiadas veces la palabra "momentos", así que mejor me callo, je...

J to the K!NG dijo...

nada de andar tirando ni mierda a la papelera andrea!!! =) ajjajajaja

Andrea Grimaldi dijo...

Gracias por el comment...Me siento obligada a confesar que este escrito es uno de los tantos que nacieron de una epoca triste en mi vida, me sirvieron en su momento para construir escalones y salir poco a poco del agujero... aunque la mayor parte de lo que escribo tienen ese tono.. en fin, mi vida es linda, estoy convencida que tengo todo y mas de lo que necesito, asi que seguramente algun escrito alegre tendra que nacer pronto...

por favor, dejen su nombre, no firmen comments como anonimos!!

Dalejos dijo...

vos que buenisimo!!!!!!!!! esta esto de donde sacas esto, vos fumas mota para escribir esto va? jajajaja son pajas vos pero que bien te expresas y de quien es ese comment de anonimo??

Anónimo dijo...

el comentario anónimo es mío, jajajaja...

Óscar dijo...

Eso de las "Colillas esparcidas y suspiros etílicos" me resulta bastante familiar, padecemos de los mismos vicios como millones más. Una amiga me dijo hace algunos días que porvocarse dolor físico es una manera de control... pues se sabe hasta donde llegar, al contrario de ese dolor interno desbocado que la mayoría de las veces es el causante de tales flagelos. ¡Esa obsesión insana por tener control! Un abrazo.

J to the K!NG dijo...

no vos david... ni yo que si fumo puedo escribir como la GRAN andrea grimaldi...
naaaaaaaaaaaaaa
jajajajajajajajaja
pues ami en lo personal me gustan mas los escritos que me transmiten melancolia, dolor, tristeza, y sentimientos asi... sere masoquista..?? saber
pero los escritos como este se convierten en mis favoritos...
un saludo andrea...
orale

prisi dijo...

como dicen lo que no te destruye , te fortaleze.

xio dijo...

soy una vagabunda en este blog.... me encanto! hasta ahora he leido los primeros 3 escritos y ese tono de confesiones dolorosas me encanta realmente no soy una persona de mucho lexico pero ala q bn me encanta tu forma de expresion... y espero q sigas publicando, xq realmente eso de q la oscuridad y la soledad ayudan a el desorden de ideas en la mente es algo con lo q me identifico contigo ya q me pasa igual y realmente lo disfruto xq es una forma de descubrirse a si mimso y de tratar de armar un rompecabezas con cada idea y asi descubrir el camino q llevamos en este viaje .......